Es falso que Pfizer alertó que la vacuna contra Covid-19 causa malformación en feto

Por Priscila Pacheco

21 de maio de 2021, 13h12

El hecho de que Pfizer haya exigido de los voluntarios el uso de métodos anticonceptivos durante el período de pruebas de la vacuna contra la Covid-19 no significa que el inmunizante cause malformación en fetos, como afirman algunas publicaciones en internet (vea aquí). Ese requisito, que consta en el protocolo de la empresa para los participantes de los ensayos clínicos, es habitual en ensayos de vacunas y medicamentos que no prevén la participación de mujeres gestantes.

Según Pfizer, aunque los datos no señalen riesgos o daños durante el embarazo, actualmente no hay pruebas suficientes para recomendar el uso de la vacuna en mujeres embarazadas. Según una especialista consultada por Aos Fatos, la técnica aplicada en esta vacuna no sería capaz de causar mutaciones genéticas, como afirman las publicaciones con desinformación.

Los posteos engañosos fueron compartidos, por lo menos, 8.913 veces este viernes 8 en Facebook y fueron marcados con el sello FALSO en la herramienta de verificación de la red social (conozca cómo funciona).


Pfizer informa que la vacuna presenta riesgo de nacimiento de niños con malformaciones.

Hay publicaciones en internet que engañan al decir que Pfizer informó que su vacuna contra la Covid-19 presenta riesgo de malformaciones en bebés. En realidad, el protocolo de orientaciones para los voluntarios de los estudios clínicos de la vacuna recomienda el uso de métodos anticonceptivos, además de la evaluación para reducir el riesgo de inclusión de una mujer que esté iniciando un embarazo no diagnosticado. En una nota, Pfizer afirmó que ese tipo de recomendación se hace en cualquier estudio clínico que no prevé la participación de mujeres gestantes.

De acuerdo con la compañía farmacéutica, las medidas se dirigen a todos los participantes en edad reproductiva, para evitar que eventualmente un feto sufra algún efecto que un medicamento o una vacuna en estudio pudiera causar durante su formación.

La microbióloga e investigadora de la USP (Universidad de San Pablo) Laura de Freitas confirma lo que dice Pfizer. Según ella, las mujeres gestantes solo participan en los ensayos cuando el objeto de investigación es producido especialmente para ellas. La microbióloga comentó también que los efectos adversos de las vacunas, incluyendo la de Pfizer, no incluyen malformaciones.

“El ARN mensajero dura el tiempo exacto como para entregar el mensaje para fabricar la proteína. Solo se pueden provocar alteraciones en el organismo si se toca el ADN. Por lo tanto, una vacuna de ARN no tiene forma de provocar esas alteraciones porque va a desaparecer”, explica.

En la nota, Pfizer afirma también que, aunque los datos disponibles no señalen riesgos de seguridad o daños en el embarazo, "actualmente no hay evidencias suficientes como para recomendar el uso de vacunas contra la Covid-19 durante la gestación”. Ahora bien, la Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos (FDA, por sus siglas en inglés), afirma que no hay contraindicaciones y que la mujer que está embarazada o amamantando debe discutir con su médico los potenciales beneficios y riesgos de la vacunación.

Los resultados de Pfizer publicados en noviembre y diciembre de 2020 en dos revistas científicas señalan que los principales eventos adversos del inmunizante contra la Covid-19 fueron: dolor en el lugar de la inyección, fatiga, dolor de cabeza y dolor muscular.

Las publicaciones con desinformación también usan un documento de orientación de vacunación para profesionales de salud del Reino Unido para decir que si una persona vacunada toma cualquier remedio común puede tener un efecto desconocido y que Pfizer no sabe si la vacuna provocará infertilidad.

En realidad, el documento afirma, en el punto 4.5, que no se realizaron estudios de interacción medicamentosa y sugiere no mezclar la vacuna de mARN con otras vacunas o productos en la misma jeringa. Finalmente, en el punto 4.6, se dice que los estudios en animales no indican efectos perjudiciales directos o indirectos con respecto a la toxicidad reproductiva.

Referencias:
1. Aos Fatos
2. Pfizer
3. FDA
4. The Lancet
5. NEJM
6. Gobierno Británico


De acuerdo con nuestros esfuerzos para llegar a más personas con información verificada, Aos Fatos permite que este reportaje sea libremente republicado con la atribución del crédito y el link a este sitio.

Usamos cookies e tecnologias semelhantes de acordo com a nossa Política de Privacidade. Ao continuar navegando, você concordará com estas condições.